diciembre 18, 2020 10:48 am

Para conocer las apreciaciones de docentes, estudiantes y padres involucrados en el año escolar que recientemente inició con una modalidad distinta, la Universidad Abierta Para Adultos (UAPA) realizó el panel virtual “Educación no presencial en la escuela dominicana. Experiencias de sus actores”, con la participación de Ligia Pérez, Orquídea Acevedo, Rosa Iris Rodríguez, Randolph Morillo y Johed Ramírez.

La maestra Ligia Pérez, viceministra de Servicios Técnicos y Pedagógicos del Ministerio de Educación, expresó que las altas instancias consideraron las posibles opciones desde mediados de año. Desde ese momento se tenía como línea el uso de la tecnología en los procesos educativos, lo cual se aceleró a causa de la pandemia del COVID-19. Posteriormente, se analizaron las informaciones que se recibían y se adecuó el plan de gobierno a las circunstancias.

“Se trazaron acciones para atender la parte psicoafectiva de los estudiantes y sus familias, ampliando la cantidad de psicólogos y contemplando acciones posteriores tales como la instalación de mesas de ayuda para dar apoyo tanto psicológico como académico”, indicó durante su disertación a través de la emisora Radio UAPA.

Agregó que entre las debilidades que se han encontrado en el proceso de 24 días y 3,700 horas de docencia han sido la falta de conectividad de los docentes y que estos requieren de la capacitación necesaria para contribuir con la calidad del proceso. “Solo el 20% de los estudiantes y el 30% de los docentes contaban con equipos, pero ya ha iniciado la entrega de los mismos a la población restante”.

Apuntó que una dificultad existente es la falta de acceso a conectividad a Internet y la falta de energía eléctrica en algunas comunidades; en estos casos, se está electrificando toda la zona, con lo cual no solo se beneficia la escuela, sino toda la comunidad. En las localidades muy alejadas, donde las escuelas tienen pocos estudiantes, se está permitiendo la asistencia a las clases presenciales.

La funcionaria académica, exhortó a la UAPA a continuar generando este tipo de espacios reflexivos y compartió su valoración acerca del proceso educativo a distancia: “este tipo de modalidad de EaD  va  a permanecer y a fortalecer el aprendizaje de todos los estudiantes”.

Desde la perspectiva de la gestión, participaron las  maestras Orquídea Acevedo, directora del Centro Educativo Flor del Campo, del Distrito Educativo 08-08, Licey al Medio; y Rosa Iris Rodríguez del Instituto Politécnico La Esperanza, Distrito Educativo 08-04, Santiago Noreste, ambas narraron sus experiencias como docentes del proceso virtual y los retos que ha representado tanto para docentes como estudiantes. “Se ha movido la innovación a recuperar saberes con el soporte de la radio, la televisión y los cuadernillos. Hemos fortalecido el trabajo en equipo, el acercamiento escuela-familia, así como el equipamiento tecnológico”.

En el panel también participó el ingeniero Randolph Morillo, padre de una estudiante quien expresó que a principios del año escolar todo se tornaba confuso, pero que después cambió y los resultados son positivos.

En tanto, el estudiante Johed Ramírez del liceo Juan Antonio Collado, Distrito Educativo 08-02, Jánico, narró su aprendizaje y el de otros compañeros de estudios para adaptarse a la nueva modalidad, sumado a la situación económica, la falta de acceso a Internet, de  energía eléctrica y a la poca paciencia de algunos padres.

Para Johed, su experiencia ha sido única debido a la motivación que ha recibido de sus padres. También ve como positivo el hecho de que los estudiantes han asumido compromisos con ellos mismos, han recibido apoyo de sus familias y han aprendido a organizar sus tiempos en casa.

En el panel tuvieron intervenciones los directivos de la universidad anfitriona: Jovanny Rodríguez, vicerrectora académica; Pedro Emilio Ventura, director del Curso Final de Grado y Vánela Núñez, directora de la Escuela de Educación, quienes resaltaron el encuentro formativo como aporte al sistema preuniversitario